Especialistas alertan del incremento de consumo del cigarrillo en el mundo (iStock)
Especialistas alertan del incremento de consumo del cigarrillo en el mundo (iStock)

El cigarrillo está considerado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como "una amenaza seria para el desarrollo de las naciones" dado que alrededor de 6 millones de personas mueren por año en todo el mundo por su consumo.

"Como cada mayo, nos proponemos poner el énfasis en promover el cese tabáquico para los fumadores", explicó el oncólogo Alejandro Turek y reivindicó el trabajo del prestigioso médico Angel Roffo -fundador del instituto de oncología que lleva su nombre- que a fines de la década del 20 relacionó en una investigación de laboratorio la carcinogénesis con el hábito de fumar.

"Roffo habló del camino del humo y del cigarrillo como una sustancia capaz de provocar cáncer y descubrió que el peor químico tóxico no es la nicotina sino el residuo que queda en el filtro del cigarrillo después de fumar", resaltó Turek.

Y pronosticó que el cigarrillo matará a 8 millones de personas por año hacia 2030 si no se toman medidas severas de control de este hábito dañino. "El cigarrillo es un asesino serial que no diferencia sexo, raza, cultura, nivel de educación, credo, y ataca a todos por igual", enfatizó el oncólogo.

"Roffo habló del camino del humo y del cigarrillo como una sustancia capaz de provocar cáncer y descubrió que el peor químico tóxico no es la nicotina sino el residuo que queda en el filtro del cigarrillo después de fumar", resaltó Turek.

"Cada año la OMS llama nuestra atención sobre el tabaquismo. Quiere transmitir y alertar a la población mundial los riesgos del hábito de fumar, y la necesidad de medidas más eficaces para que el consumo de cigarrillos sea reducido, drásticamente. En 2017 el foco de la campaña es: El tabaco, una amenaza para el desarrollo", indicó.

Millones de dólares en gastos de salud ocasiona el cigarrillo (iStock)
Millones de dólares en gastos de salud ocasiona el cigarrillo (iStock)

Una amenaza creciente
El número de fumadores diarios y de muertos relacionados con el tabaco aumentó a nivel mundial desde 1990, a pesar de los avances logrados en la mayoría de los países desde esa fecha, según alertó un estudio publicado este jueves.

Uno de cada cuatro hombres y una de cada 20 mujeres eran fumadores diarios en 2015, esto es, cerca de 1.000 millones de personas, según el informe Global Burden of Diseases elaborado por un consorcio de centenares de científicos.

La proporción de fumadores diarios se ha reducido de forma significativa respecto al año 1990, cuando uno de cada tres hombres y una de cada 12 mujeres fumaban cada día. Pero a pesar de este dato, el número de fumadores pasó de 870 millones en 1990 a más de 930 millones debido al crecimiento demográfico mundial. Y el número de fallecimientos atribuidos al tabaco -más de 6,4 millones de personas en 2015- aumentó en un 4,7% durante el mismo periodo.

Cada año mueren en el mundo 6 millones de fumadores (iStock)
Cada año mueren en el mundo 6 millones de fumadores (iStock)

Según Turek, "todos los países se pueden beneficiar si se trabaja eficazmente contra la epidemia del tabaquismo. El consumo de cigarrillos no sólo es dañino para la salud; tiene impacto negativo económico en las economías nacionales".

"Algunos de los objetivos en la Agenda para el Desarrollo Sostenible, de aquí a 2030, a través de la lucha anti-tabáquica, son reducir en un tercio la mortalidad prematura por enfermedades no transmisibles en todo el mundo, incluidas las enfermedades cardiovasculares, el cáncer y la enfermedad pulmonar obstructiva crónica, tres de las causadas por el hábito de fumar", añadió.

El consumo de cigarrillos aumentó debido al incremento poblacional en el mundo (NA)
El consumo de cigarrillos aumentó debido al incremento poblacional en el mundo (NA)

Turek dijo que si se quiere reducir el consumo de tabaco, hay que "ayudar a los fumadores para la cesación tabáquica; indirectamente ayudamos así a sus familias, amigos, compañeros de trabajo que fuman pasivamente con ellos".

"El dinero que se ahorraría el mundo con el cese tabáquico puede re dirigirse a prevención en salud, alimentación, y educación", concluyó.

LEA MÁS: