El régimen militar de Nicolás Maduro volvió a reprimir este lunes 22 en el estado de Miranda, horas antes del inicio de la denominada Gran Marcha por la Salud y por la Vida", en operativos de la Guardia Nacional Bolivariana y de agentes de inteligencia que habrían resultado en varios detenidos y un herido, según denunciaron los habitantes del lugar.

Los vecinos de San Antonio de los Altos denunciaron que los uniformados realizaron desde las 7 de la mañana (hora local) varias detenciones y dispararon perdigones a la gente que circulaba en el lugar, varios de los cuales se dirigía a sus centros de trabajo.

Fuerzas de seguridad están violando derechos humanos de cientos de familias!", denunció el gobernador Henrique Capriles, al referirse a la entrada de los agentes a las zonas de residencias, aparentemente sin orden de registro. El líder opositor también solicitó la presencia de fiscales en el lugar.

Vecinos de la zona compartieron imágenes que muestran los arrestos a los peatones y en los que se escuchan numerosos disparos realizados por los oficiales.

Por el momento, las autoridades no han ofrecido explicaciones sobre el motivo de los allanamientos en las viviendas. Mientras realizaban los operativos, desde numerosas ventanas de la zona se escuchaban los cacerolazos de protesta.

Hasta el domingo, el Foro Penal Venezolano contabilizó 122 detenidos en la zona desde que comenzaron las protestas opositoras. En la última semana falleció en este distrito Diego Arellano, de 31 años, al recibir un disparo en la cabeza mientras se manifestaba en contra del chavismo.

LEA MÁS: