Un tercio de los latinoamericanos encuestados publicaría una foto suyo desnudo a cambio de dinero (iStock)
Un tercio de los latinoamericanos encuestados publicaría una foto suyo desnudo a cambio de dinero (iStock)

El 30% de los latinoamericanos estaría dispuesto a publicar una foto desnudo en redes sociales por dinero, de los cuales un 44% son hombres y un 17%, mujeres. En la región los argentinos están en primer lugar con un 45%, seguido por los mexicanos (31%) y chilenos (27%). Luego encuentran Brasil (26%), Perú (25%) y Colombia (24%).

El dato surge de un informe que fue elaborado por la empresa de ciberseguridad Kaspersky Lab y la consultora Corpa; y que analiza la ciberseguridad en seis países de Latinoamérica: Argentina, Brasil, Chile, Colombia, México y Perú . El objetivo de este reporte es poner el foco sobre los riesgos a los que se exponen los usuarios de la web y redes sociales cuando actúan sin precaución.

Los hombres están más dispuestos que las mujeres a publicar imágenes sin ropa. En el caso de la Argentina la diferencia es de 58% versus 33%; en tanto que en el caso de los mexicanos la diferencia es del 48% frente al 16% de las mexicanas. En el caso de los Perú, los hombres representan un 42% y las mujeres, el 12%.

El reporte se llama Resaca Digital porque compara lo que ocurre online con lo que sucede cuando se consume alcohol en exceso. "Se toma más de la cuenta, se entrega demasiada información personal y se tiende a confiar más de lo debido en desconocidos. Al día siguiente, esa resaca, de a poco, les recuerda los errores, imprudencias o deslices que cometieron, y ya no hay vuelta atrás", explicó Dmitry Bestuzhev, director del Equipo Global de Investigación y Análisis de Kaspersky Lab en América Latina.

El porcentaje de entrevistas que estaría dispuesto a publicar fotos íntimas a cambio de dinero, según el informe realizado en 6 países de América Latina (Fuente: Kaspersky Lab)
El porcentaje de entrevistas que estaría dispuesto a publicar fotos íntimas a cambio de dinero, según el informe realizado en 6 países de América Latina (Fuente: Kaspersky Lab)

Los riesgo de publicar todo en las redes sociales

La publicación de fotos, videos y contenidos son una puerta de entrada para acceder a datos personales que puede derivar en fraudes, usurpación de identidad o robo bancario. También, si no se toman las precauciones adecuadas, se puede ser víctima de sextorsión.

El 32% de los usuarios tiene perfil público en Facebook: el 37% de ellos tienen entre 35 y 50 años. En cuanto a las cuentas en Instagram, más de la mitad de los latinoamericanos tiene su perfil público, principalmente (39%) los jóvenes de entre 18 y 24 años.

Los datos que se publican en redes sociales pueden ser utilizados para eventualmente hacer robos de identidad u organizar engaños con técnicas de phishing.
Los datos que se publican en redes sociales pueden ser utilizados para eventualmente hacer robos de identidad u organizar engaños con técnicas de phishing.

"El riesgo de tener un perfil público recae en que la información personal puede ser vista por cualquier persona sin conocer las intenciones de quien visita el perfil y cuál será el uso que esta persona le dará a las fotos o datos publicados", destacó Bestuzhev.

Y el riesgo puede ser aún mayor si se tiene en cuenta que, en promedio, el 80% de los usuarios deja abierta sus sesiones de redes sociales en sus móviles.

Los arrepentidos

Según se destaca en el informe, el 23% de los latinoamericanos se arrepintió alguna vez de compartir una publicación en redes sociales por contener imágenes "vergonzosas" suyas o de otras personas en fiestas o situaciones sociales.

Otro 19% dijo haberse arrepentido de algún post porque contenía información personal relacionada con su hogar, trabajo, familia, ubicación o cuentas bancarias y dinero. En tanto que un 18% se arrepintió de haber publicado comentarios negativos de otros usuarios haciendo referencia a su personalidad, género o raza. Sin embargo, solo un 6% dijo arrepentirse de haber publicado fotos con poca ropa.

Muchos usuarios se arrepienten de algunas fotos publicadas en las redes sociales (Shutterstock)
Muchos usuarios se arrepienten de algunas fotos publicadas en las redes sociales (Shutterstock)

Carlos Araos, Ph.D en Ciencias de la Información y experto en Ciberpsicología de la Universidad Adolfo Ibáñez en Chile, consideró que se trata de una práctica riesgosa por el potencial uso que se puede hacer de esas imágenes en las redes sociales. "Esto nos indica, desde el contexto de la lógica digital, que el fantasioso efecto de la exposición pública del cuerpo supera los peligros de esta práctica, por ejemplo, para la imagen profesional. En el caso de Argentina podría significar, incluso, que se trata de una sociedad donde la apariencia física que proyectas -en este caso del cuerpo-, se transforma en un valor superior", concluyó.

Las imágenes íntimas y la ciberseguridad

A su vez, el 30% de los latinoamericanos admitió haber publicado o enviado fotos íntimas a parejas o amigos. El 40% de ellos son jóvenes entre 18 y 24 años. En tanto, que el 43% de los encuestados dijo haber recibido alguna foto íntima de sus cercanos.

Muchas veces se cree que disminuyen los riesgos cuando se comparten imágenes de forma privada pero lo cierto es que ese contenido se puede viralizar fácilmente, ya sea por un descuido del receptor o incluso por su misma decisión de hacer por ejemplo, como una forma de venganza.

El 28% de los usuarios compartiría su contraseña con cualquier extraño a cambio de dinero

Además, ese material podría ser accedido por hackers o por cualquier otra persona en quien se haya confiado el móvil. Según el informe, más del 70% de los encuestados guarda sus fotos y videos en el celular y el 40% ha compartido la contraseña de su móvil con alguien más, lo que podría llevar a una filtración de información. Incluso el 28% de los encuestados dijo que daría su password del celular por 15 minutos, si con eso ganara USD 20 mil.

"Los encuestados justifican esta decisión porque saben que después podrían cambiar de contraseña, pero lo cierto es que compartir el password de nuestros dispositivos con terceros, aunque éstos sean familiares o amigos, es el primer paso para terminar, eventualmente, siendo víctima de robos, usurpaciones o estafas ¿Si la contraseña fuera la llave de nuestro diario de vida la compartiríamos así de fácil con otros? Lo más seguro es que no, y es eso lo que debemos hacer con las claves de nuestros smartphones, PC o tablets, mantenerlas seguras y resguardadas", subrayó Bestuzhev.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: